Como elegir la mejor bañera para nuestro bebé

Cuando comenzamos a comprar todas las cosas que usará nuestro bebé, seguro que comenzamos por los accesorios para el dormitorio, la ropa y por último nos fijamos en los accesorios para el baño. Pero es algo muy importante que tenemos que cuidar de manera detallada, ya que al cuidar en donde y como se bañara nuestro bebé, cuidaremos de su salud y de seguridad también.

Al momento de elegir la bañera debemos de mirar primeramente que tenga que ver con el tamaño del niño y que la misma tenga un diseño anatómico. Es recomendable que compremos una adecuada para su tamaño o aquellas que posean diseños evolutivos, que tienen diseños que se adaptan al cuerpo del niño a medida que va creciendo.

En materia de diseño y materiales de bañeras podremos encontrar de una gran variedad, plegables, de plástico, goma, silicona, y muchos otros materiales más, lo más importante de estos materiales es que no sean tóxicos para el niño. Algo que es bueno sobre todo cuando son recién nacidos, es que elijamos bañera- cambiador, para no andar moviendo de lugar al niño cuando está mojado y también por el cambio de temperatura. En donde lo bañamos lo secamos y lo arropamos.

Bañera Anatómica

El espacio en donde irá la bañera es de gran importancia, ya que debe ofrecerle seguridad y estabilidad al niño, y una posición adecuada para que los padres estén cómodos. Por eso se suele colocar en espacios más altos como el lavabo de manos, siempre y cuando sea grande o una mesa en el dormitorio. También hay bañeras que ya vienen con soporte alto incluido lo que facilita mucho el trabajo para los padres.

Algo muy importante que debemos de tener en cuenta es que el espacio donde se le de el baño al niño debe tener una temperatura calentita y que cuando salga de este espacio no tendrá un gran cambio de temperaturas ni de humedad. Por eso es bueno que la bañera tenga cambiador, que el baño esté calefaccionado y que el dormitorio también y si es posible colocar un humidificador en el espacio que el niño se encuentre.

Si procuramos una bañera anatómica, evolutiva, un espacio cómodo y seguro, con temperaturas cálidas y evitamos los grandes cambios de temperatura, el baño será una experiencia divertida y maravillosa, tanto para el niño como para los padres.

Categorias: Niños

Deja una respuesta

Your email address will not be published.