Los primeros chequeos médicos del recién nacido

Si tenemos un hijo recién nacido, debemos de revisarlo en casa constantemente para ver la evolución desde su nacimiento, y para detectar tempranamente anomalías para poder acudir rápidamente al pediatra. El detectar algo anormal en el bebé no debe ser lo único que nos haga llevarlo al pediatra, sino que todo lo contrario, es bueno llevar mecanismos preventivos, como los chequeos regulares con el médico.

Es importante poner etiquetas en un calendario o algo para no olvidarse del primer chequeo médico después del nacimiento, este casi siempre se realiza antes de cumplirse la segunda semana de vida de nuestro bebé, allí el pediatra revisará todo aquello que sea relevante en esta etapa de la vida.

Lo primero que toma en cuenta el médico antes de comenzar con la revisión física insitu, es todo lo que viene antes de nacer, antecedentes familiares, enfermedades de la familia, condiciones de la madre antes de que el bebé naciera, alimentación, adicciones.

Los primeros chequeos médicos del recién nacido

También toman en cuenta como fue el proceso de gestación, como se desarrolló el feto, antecedentes de embarazos anteriores y su desarrollo. Otra de las cosas importantes que se toman en cuenta son los factores psicosociales los cuales pueden determinar mucho la salud del bebé, si la madre es soltera, o está en un a pareja bien constituida, situación social de los mismos, nivel cultural, etc.

Luego de este chequeo y análisis de datos de la vida del recién nacido y la madre, es importante la revisión médica del recién nacido que es la que determina el estado de salud del niño en ese momento y que le puede ayudar al médico a saber que problemas tendrá en el futuro. El primer paso de la revisión física, es la que tiene que ver con el peso y la talla, se revisa el desarrollo del cuerpo del pequeño desde la última revisión en el centro de salud, se lo pesa y mide.

Otra de las partes del cuerpo importantes a revisar en un recién nacido, son la piel, ya que luego de pasados días de nacidos se pueden detectar anomalías como ictericia, que casi siempre se dan con partos de cesárea, también es importante ver la evolución de la forma del cráneo. Probar si oídos y vista funcionan de manera correcta es algo que no se debe de olvidar en un chequeo médico, además de probar el movimiento de su piernas y brazos. La revisión de anomalías en los genitales es otro punto importante a tomar en este chequeo médico.

Categorias: Niños

Deja una respuesta

Your email address will not be published.