La impotencia ya no es un tabú

La impotencia ya no es un tabú

La impotencia o disfunción eréctil (DE) continúa siendo una de las patologías más comunes en el hombre. Poco a poco, los pacientes que la sufren consiguen liberarse del tabú tradicional que tiende a relacionar la impotencia con la falta de virilidad.

¿Cómo afrontarla?
La superación de dichos tabúes está íntimamente relacionada con la proliferación en los últimos años de tratamientos para la impotencia de eficacia contrastada. Los problemas a la hora de conseguir mantener una erección suficiente para mantener relaciones sexuales plenas y satisfactorias pueden ser contrarrestados con fármacos como Cialis de Lilly. Son muchos los pacientes que, siempre bajo supervisión colegiada, han optado por dar un nuevo impulso a su vida sexual, devolviéndole el goce natural del sexo no planificado de antemano.

¿Cómo actúan los fármacos para la disfunción eréctil?
Entre los principios activos de los productos para la impotencia se encuentran el tadalafilo, el vardenafilo o el sildenafilo. Cada uno de ellos posee características particulares que influye directamente en el tiempo de duración de la erección conseguida mediante estimulación, así como en la posología de las dosis administradas para conseguirlo. En el caso de Cialis, los resultados lo sitúan por encima de la media, garantizando el potencial eréctil durante al menos 24 horas.

Recuperando una vida sexual plena
Los tratamientos para la impotencia contribuyen no sólo a la recuperación del pleno impulso sexual en el hombre, sino que suponen toda una revolución cualitativa y cuantitativa en sus relaciones íntimas. El paciente puede así recuperar la espontaneidad en el sexo, aumentando su autoestima y mejorando su actitud en las relaciones interpersonales. Los tratamientos farmacológicos existentes en el mercado son toda una garantía de calidad de vida.


Remedios para el dolor de ovarios

Somos millones de mujeres en el mundo que aquejamos de dolor de ovarios, molestia que nos lleva a aislarnos en nuestra habitación esperando con impaciencia que la dolencia pase y nos permita continuar con nuestra vida.

dolor de ovarios

Aunque este dolor se presenta sobre todo durante la ovulación o durante la regla, pueden existir diversas causas para este padecimiento. Entre estos podemos citar a la temible endometriosis (patología que puede causar esterilidad), quistes o tumores ováricos, anexitis (inflamación del tracto genital superior de la mujer y los tejidos relacionados) entre otras.

Lamentablemente la gran mayoría de mujeres aquejamos de este dolor por días, frente a una minoría a quienes les es imperceptible.

Afortunadamente en el mercado podemos encontrar muchos fármacos que pueden atenuar el dolor. Sin embargo, si eres de las mujeres que prefieren medicina natural, aquí unos cuantos remedios para el dolor de ovarios.

  1. Está comprobado que ejercitarte regularmente ayuda a disminuir los dolores menstruales. Además de mantenerte en forma, hacer ejercicio aumenta la producción de las endorfinas, que ayudan a disminuir el dolor.
  2. Practicar yoga es otro remedio muy popular para contrarrestar el dolor ovárico. Esta práctica milenaria de relajación ayudará a aliviar la tensión muscular.
  3. Beber una taza de infusión de manzanilla al día (hierba que posee propiedades antiespasmódicas y antidepresivas) te ayudará a mantenerte muy relajada.
  4. La caléndula es otra hierba que gracias a sus propiedades antiinflamatorias y reguladoras de las funciones menstruales, puede atenuar los dolores de ovarios. Beberla en infusión.
  5. El extracto de zanahoria también es otro medio natural para atenuar el dolor de ovarios. Además de muchos más beneficios para la piel, gracias a su principio emenagogo (estimulante del flujo sanguíneo en el área de la pelvis y el útero) provoca una menstruación más rápida y menos dolorosa.
  6. Es recomendable mantener el vientre bajo con calor. El calor relaja los músculos y alivia el dolor menstrual. Puedes utilizar las bolsas de agua caliente o llenar un saquito de tela con sal marina y calentarla para ponerla en el área de los ovarios.
  7. La hierbabuena es otra planta muy utilizada para calmar el dolor de ovarios. Hervir por unos minutos una ramita de hierbabuena, retirar del fuego, esperar que refresque y tomar una taza por día.
  8. Beber unos ocho vasos de agua al día también te ayudará a eliminar toxinas y combatir la hinchazón durante el periodo.
  9. Cuando se presente el dolor de ovarios es preferible evitar los alimentos ricos en grasas saturadas y/o muy condimentadas para evitar una inflamación que agudizaría la dolencia.
  10. Un buen masaje en la espalada presionando cada vertebra con un ligero movimiento circular, tiene un gran efecto calmante del dolor ovárico. Lo comprobé y lo recomiendo.
  11. Es importante incrementar en nuestra dieta el consumo de hierro. La falta de este mineral en el organismo puede causar debilidad en el útero y generar muchos problemas uterinos. Los alimentos ricos en hierro son: la espinaca, la acelga, la soja, la lenteja, la alfalfa y ortiga (que pueden ser ingeridos en infusiones), los cereales integrales, el hígado de carne vacuna, el pescado, el huevo, entre otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *